Los Tres: Banda de la vida

Yo cuando pendejo solía escuchar harto lo que saliera en la radio. Fuera lo que fuera. Ese tecno horrible de mediados-fines de los 90, el resurgimiento de las boy bands (y girl bands) y cuanta basura se escuchaba por esos años. Nunca fui de escuchar mucha música en español…

12 de septiembre de 2017

Siempre preferí escuchar música en inglés, ya que estaba en constante aprendizaje de ese idioma. Me acuerdo haber ido al Nacional para la vuelta de Los Prisioneros: era un evento sin precedentes, había que ir y presenciar el regreso triunfal de una de las bandas más importantes del rock chileno. No lo voy a negar, esas canciones siempre estuvieron presentes en mi infancia-adolescencia y el concierto lo atesoro hasta el día de hoy (de hecho fue mi primer concierto). Pero, la banda chilena que más quise ver en vivo, se había separado un año antes…

Los tres me gustaron  desde el comienzo. “He Barrido El Sol” y “Un Amor Violento” fueron canciones muy importantes en mi formación musical. En los primeros años de MTV Latino, la constante rotación de “Déjate Caer” y “La Espada Y La Pared”  me marcaron. Para mí, eran la banda chilena más importante del momento.

En el 96′ sacan su MTV Unplugged en donde hacen un homenaje a los clásicos que inspiraron su fusión de rock-rockabilly-folk. Era una excelente despedida, pues marcó un antes y un después. Despiden una etapa y le dan la bienvenida a otra, que sería la más interesante de su carrera

En 1997 sacan, el que a mi parecer es el mejor disco de rock chileno, sin desmerecer a grandes como Los Jaivas, un disco irónicamente llamado Fome. Un disco que rompió con los cánones que habían establecido en su etapa anterior y vinieron a darle un nuevo giro a lo que vendría después de ellos. Bandas y ellos mismos por igual. En ese momento no me interesaba tanto el show en vivo como concepto y por eso habiendo tenido oportunidades de poder verlos en vivo nunca las tome y cuando se separaron me juramente que si llegaban a volver iría sin falta.

En el año 2006 al segundo que anuncian su regreso, estaba yo en la fila comprando la entrada. Ahora sí que no me los podía perder. Estaba en la Universidad y mi cabeza sentía que podía vivir lo mismo que sintió gente de mi edad cuando los vio en vivo. Sentir los 90’s desde otra perspectiva y fue un show tremendo, creo que fue mejor no haberlos visto en su minuto y esperar ese regreso.

Claro está ahora no han podido replicar esa magia tenían en los 90’s. Muchas cosas han sucedido. Se fue Pancho (Francisco Molina) y después uno de los creativos de la banda, Ángel Parra también se alejó  dejando en claro que no tiene intención de volver. Ahora es solo Álvaro Henríquez y Roberto “Titae” Lindl.  A Titae lo veo harto, dándose vueltas por donde trabajo vendiendo discos; de hecho me ha tocado venderle un par, pero nunca se me ha ocurrido decirle todo esto. Me imagino que muchos lo han hecho y debe estar aburrido de eso. Ya no es lo mismo, pero siempre tendremos las canciones que algún día nos hicieron felices. Y que lo siguen haciendo.